Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR

Reasentamiento

Un nuevo comienzo en un tercer país

Muchos refugiados no pueden o no quieren regresar a su país de origen porque podrían seguir sufriendo persecución. Muchos de ellos también viven situaciones de peligro o tienen necesidades específicas que no pueden ser atendidas en el país donde han solicitado protección. En estas circunstancias, ACNUR contribuye al reasentamiento de refugiados en un tercer país al tratarse de la única solución duradera segura y viable. De los 10,5 millones de refugiados en el mundo bajo el amparo de ACNUR, la Agencia tan sólo propone a un 1% para el reasentamiento.

Únicamente un número reducido de países participa en los programas de reasentamiento de ACNUR. Estados Unidos es el principal país de reasentamiento en el mundo, mientras que Australia, Canadá y los países nórdicos también ofrecen cada año un número importante de plazas. En los últimos años, el número de países comprometidos con el reasentamiento ha aumentado en Europa y América Latina.

El país de reasentamiento proporciona al refugiado protección física y jurídica, incuyendo el acceso a los mismos derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales que disfrutan los nacionales del país. Esta protección debería permitir a los refugiados ser naturalizados.

En el año 2008, ACNUR propuso los casos de más de 121.000 refugiados para su estudio por parte de los países de reasentamiento – el número más elevado de los últimos 15 años, y 22% más que en 2007 (98.999 personas). Por nacionalidades, los principales beneficiarios de los programas de reasentamiento gestionados por ACNUR, fueron los refugiados de Irak (33.512), Myanmar (30.388) y Bhután (23.516).

En el 2008, 65.548 refugiados partieron hacia 26 países de reasentamiento, frente a los 49.868 refugiados del año anterior. El mayor número de refugiados reasentados con la ayuda de ACNUR provenía de Tailandia (16.807), seguido de Nepal (8.165), Siria (7.153), Jordania (6.704) y Malasia (5.865).

El reasentamiento es una experiencia que cambia la vida de los refugiados. Representa al mismo tiempo un reto y una recompensa. Los refugiados a menudo son reasentados en un país donde la sociedad, el idioma y la cultura les son completamente ajenos.

Asegurar una acogida y una integración eficaz es beneficioso tanto para el refugiado reasentado como para el país receptor. Muchos gobiernos y organizaciones no gubernamentales socias ofrecen servicios para facilitar la integración, tales como la orientación cultural, cursos de idiomas y formación profesional, así como programas para facilitar el acceso a la educación y el empleo.