Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Noticias de España “MUJER, todos somos una”: una apuesta por la igualdad de género

“MUJER, todos somos una”: una apuesta por la igualdad de género Imprimir

© ACNUR/C. López. El fotógrafo Francisco Magallón muestra a Esma Kucukalic uno de los retratos de la exposición.
© ACNUR/C. López. El fotógrafo Francisco Magallón muestra a Esma Kucukalic uno de los retratos de la exposición.
MADRID, España, 19 de septiembre de 2013 (ACNUR/UNHCR) - La Agencia de la ONU para los Refugiados -ACNUR- y el Museo Nacional de Antropología, han inaugurado hoy la exposición fotográfica “MUJER, todos somos una”, que permanecerá abierta al público en el museo hasta el 19 de enero de 2014.

A través de 37 retratos, el reportero gráfico Francisco Magallón, ha tratado de poner rostro a la realidad de miles de mujeres de distintas partes del mundo que diariamente se enfrentan a diferentes situaciones de discriminación, desigualdad, exclusión, violencia o persecución en el arduo camino por sobrevivir.

“Cuando el fotógrafo nos mostró las imágenes de mujeres que había retratado en distintos países y las historias que había detrás de esos rostros, enseguida pensamos en la necesidad de contarlo y hacer algo juntos”, comentó Maricela Daniel, representante de ACNUR en España, durante la rueda de prensa de presentación.

De los más de 45 millones de personas refugiadas y desplazadas en el mundo, el 80% son mujeres y niños. Miles de ellas sufren a diario persecución por motivos de género que pueden revestir distintas formas como: el matrimonio forzoso, los crímenes de honor, la mutilación genital, la trata con fines de explotación, la violencia y esclavitud sexual como arma de guerra, la violencia doméstica, la violencia por orientación o identidad sexual, entre otras.

ACNUR aboga por el reconocimiento como refugiadas de las mujeres y niñas que han sufrido o tienen un fundado temor de persecución por estos motivos y que necesitan protección internacional.

© ACNUR/M.J. Vega. Esma Kucukalic observa el retrato suyo que forma parte de esta exposición que estará abierta al público en el Museo de Antropología, en Madrid, hasta enero de 2014.
© ACNUR/M.J. Vega. Esma Kucukalic observa el retrato suyo que forma parte de esta exposición que estará abierta al público en el Museo de Antropología, en Madrid, hasta enero de 2014.
A la presentación de la exposición acudió también Esma Kucukalic, periodista y ex refugiada de Bosnia y una de las mujeres protagonistas de esta exposición. Kucukalic destacó cómo en situaciones de conflicto se producen todo tipo de violaciones y las mujeres se convierten en un colectivo especialmente vulnerable. “En mi país la violencia sexual se utilizó de forma sistemática como arma de guerra y con el objetivo de humillar y llevar a cabo una `limpieza étnica’”, explicaba esta antigua refugiada que llegó a España en 1992 con su madre y su hermana, huyendo de una guerra que provocó en la región de los Balcanes el desplazamiento forzoso de más de dos millones de personas. Es precisamente a raíz del conflicto en la ex Yugoslavia cuando el Tribunal Penal Internacional reconoce la violación como un crimen de lesa humanidad junto con otros delitos como la tortura o el exterminio. Lamentablemente, estas mismas atrocidades se cometerían en Ruanda dos años después.

Por su parte, el reportero gráfico Francisco Magallón, que desde 1983 ha viajado por distintos países en conflicto y ha colaborado con ACNUR y con varias ONG en actividades de sensibilización, quiso destacar que el título de la exposición, Mujer, todos somos una, apela a la responsabilidad que tenemos todos -hombres y mujeres- de cambiar la predominante visión androcéntrica, que conlleva la invisibilidad de las mujeres, la negación de sus derechos y la ocultación de sus aportaciones, siendo ellas el pilar y el motor de sus familias y comunidades. “Cuando veo los retratos de estas mujeres colgados en la pared, siento la satisfacción de la promesa cumplida”, dijo Magallón visiblemente contento de poder dar de esta forma voz a cientos de mujeres y de historias que con su cámara ha captado a lo largo de su vida.

Acogiendo esta exposición temporal, el Museo Nacional de Antropología da un paso más en su compromiso por ofrecer un espacio de encuentro y participación donde se muestra el valor de la diversidad cultural como medio para promover el respeto y la tolerancia hacia otras culturas. Las imágenes de “MUJER, todos somos una”, permanecerán expuestas al público hasta el 19 de enero de 2014.

 

> ¿Quieres más información? Descarga aquí el folleto informativo en pdf.


Comparte esta página con: