Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa ACNUR pide ayuda urgente para los refugiados sirios

ACNUR pide ayuda urgente para los refugiados sirios Imprimir

Más de 40.000 personas se han visto obligadas a huir de Siria desde que comenzaron las revueltas en el país.

© ACNUR / S. Malkawi. Un niño sirio refugiado con su hermano en Jordania. Los pequeños huyeron de Siria con sus padres.
© ACNUR / S. Malkawi. Un niño sirio refugiado con su hermano en Jordania. Los pequeños huyeron de Siria con sus padres.
GINEBRA, Suiza, 23 de marzo (ACNUR/UNHCR) – Naciones Unidas y sus socios humanitarios han lanzado hoy un llamamiento por valor de 84 millones de dólares para ayudar a los refugiados sirios en Jordania, Líbano, Turquía e Irak. El Plan de Respuesta Regional para Siria establece los recursos necesarios para responder a las necesidades de los refugiados sirios que han huido del país desde marzo de 2011, y realiza una previsión de las necesidades de las personas que pudieran continuar saliendo.

Este plan de respuesta es un marco de actuación interagencial liderado por la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR/UNHCR) y es el resultado de un esfuerzo coordinado entre siete agencias de la ONU, 27 ONG nacionales e internacionales, socios y los gobiernos de acogida. El plan se basa en la estimación de que en los próximos seis meses se necesitará asistencia para ayudar a unas 100.000 personas. Esta cifra estará compuesta principalmente por refugiados sirios, así como por nacionales de terceros países. El plan no cubre las necesidades humanitarias dentro de Siria. Para éstas se espera lanzar próximamente un llamamiento liderado por parte de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA, por sus siglas en inglés).

El plan está basado en tres objetivos: el primero, asegurar que los sirios y otros refugiados tengan acceso a países vecinos y a protección internacional; el segundo, proporcionar ayuda para cubrir las necesidades básicas de los refugiados, poniendo especial atención a los casos más vulnerables; y el tercero es asegurar la aplicación de las medidas de contingencia en caso de que se produzca una salida a mayor escala.

El plan establece cómo las agencias, los gobiernos de acogida y las ONG locales e internacionales se están uniendo para ofrecer una respuesta coordinada a las necesidades de los refugiados y los nacionales de terceros países.

En Jordania, Líbano y Turquía, un año después del comienzo de los disturbios en Siria, las cifras de refugiados han aumentado y se han empezado a ver signos de cierta tensión entre las comunidades que los acogen. Es evidente que se necesita redoblar el apoyo internacional Ante esta situación.

En Jordania, ACNUR ha registrado a más de 6.000 sirios desde marzo del año pasado, mientras que otros 2.500 aguardan para ser registrados. Se prevé que esta cifra aumente significativamente a medida que ACNUR y sus socios amplíen el ámbito de actuación y el nivel de asistencia a los sirios. Muchos refugiados han llegado con escasos recursos para cubrir sus necesidades básicas, y aquellos que en un principio pudieron subsistir con sus ahorros o con el apoyo de las familias de acogida necesitan ahora una mayor asistencia. Se están poniendo en marcha proyectos de impacto rápido para la comunidad local y de distribución de materiales de ayuda, al tiempo que se está preparando un programa para dar asistencia económica a estas personas.

En Líbano continua el registro de refugiados de forma conjunta por parte de ACNUR y el gobierno. Al igual que en Jordania, muchos de los refugiados se encuentran en una situación muy precaria, con pocos o incluso ningún tipo de recursos económicos para subsistir. ACNUR y sus socios están trabajando con el gobierno libanés y las autoridades locales para garantizar que se atienden las necesidades de los refugiados y las comunidades afectadas. Actualmente están recibiendo asistencia más de 16.000 refugiados, entre ellos unos 8.000 registrados en el norte.

En Turquía, 17.000 sirios están a día de hoy registrados por el Gobierno, que ha establecido 9 asentamientos: 8 campamentos y uno en la ciudad de Kilis construido con casas prefabricadas para dar respuesta a nuevos flujo de refugiados. El plan identifica la necesidad de aumentar el apoyo al gobierno turco cuando así lo solicite, ya que Turquía ha asumido la responsabilidad de asistir, dar cobijo y proteger a los refugiados en los campos. Además, para los refugiados que ya habían sido previamente acogidos en Siria, como es el caso de los refugiados iraquíes que están ahora viviendo en entornos urbanos, el plan desarrolla una estrategia para registrarlos y proporcionarles asistencia.

Irak ha sido testigo también de un creciente número de llegadas de sirios. Las cifras exactas todavía se están evaluando, pero ACNUR y sus socios han comenzado a asistir a los refugiados, en estrecha colaboración con las autoridades. Mientras tanto, en Siria, ACNUR y sus contrapartes siguen atendiendo a unos 110.000 refugiados iraquíes registrados en distintas zonas del país.

 

Para colaborar se pueden realizar donativos online en www.eacnur.org o vía telefónica, a través de 902 218 218.


Comparte esta página con: