Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa Siria: ACNUR observa retornos significativos de desplazados internos mientras prosigue el conflicto

Siria: ACNUR observa retornos significativos de desplazados internos mientras prosigue el conflicto Imprimir

En el gravemente dañado barrio de Al-Shaar, en el este de Alepo, familias de retornados y residentes desplazados reciben materiales de primera necesidad de ACNUR en el punto de distribución gestionado por la organización benéfica Al Ihsan en marzo de 2017. © ACNUR/UNHCR /Hameed Marouf.
En el gravemente dañado barrio de Al-Shaar, en el este de Alepo, familias de retornados y residentes desplazados reciben materiales de primera necesidad de ACNUR en el punto de distribución gestionado por la organización benéfica Al Ihsan en marzo de 2017. © ACNUR/UNHCR /Hameed Marouf.
GINEBRA, Suiza, 30 de junio de 2017 (ACNUR/UNHCR).- La Agencia de la ONU para los Refugiados, ACNUR, ha observado una destacable tendencia de retornos espontáneos hacia Siria y en el interior del país durante el 2017. Las agencias humanitarias estiman que más de 440.000 desplazados internos han regresado a sus hogares en Siria durante los seis primeros meses del año.

Durante dicho periodo ACNUR ha hecho seguimiento del retorno de unos 31.000 refugiados sirios desde países vecinos. Desde 2015, unos 260.000 refugiados han retornado espontáneamente a Siria, principalmente desde Turquía hacia el norte de Siria.

Entre los principales factores que determinan la decisión de los refugiados de regresar por sus propios medios -sobre todo a Alepo, Hama, Homs, Damasco y a otras gobernaciones- se encuentran la búsqueda de familiares, comprobar el estado de sus propiedades y, en algunos casos, la mejora real o percibida en las condiciones de seguridad en algunas zonas del país.

Teniendo en cuenta los retornos observados en lo que llevamos de año, y a la luz del número cada vez mayor de desplazados internos que regresan, y con el tiempo, también de refugiados, ACNUR ha comenzado a ampliar su capacidad operativa dentro de Siria. Con el fin de atender adecuadamente las necesidades de los desplazados internos que retornan, ACNUR –en el marco de la respuesta general de Naciones Unidas en Siria- ampliará su respuesta humanitaria y de protección, haciendo especial énfasis en la prestación de servicios de protección, la mejora de las condiciones de vivienda y en la asistencia a la rehabilitación de infraestructuras y servicios básicos, todo ello en estrecha coordinación con las agencias y socios responsables de estos sectores.

Fuera de Siria, ACNUR está reforzando las labores de monitoreo de los movimientos en las fronteras y realiza un análisis de las intenciones de los refugiados para así poder anticiparse ante cualquier cambio que pudiera conducir a un retorno de refugiados. Al mismo tiempo, ACNUR trabaja para asegurar que las voces de los propios refugiados se escuchen en cualquier posible planificación en materia de retorno.

Si bien se ha detectado una mayor esperanza en términos generales debido a las recientes conversaciones de paz de Astana y Ginebra, ACNUR considera que en Siria aún no se dan las condiciones necesarias para que los refugiados puedan regresar con seguridad y dignidad. La sostenibilidad de las mejoras de la seguridad en muchas zonas de retorno es aún incierta y sigue habiendo riesgos significativos. En algunas zonas del país no se dan los niveles de protección necesarios para el retorno voluntario en condiciones seguras y dignas. Asimismo, el acceso a la población desplazada en Siria sigue siendo un desafío de primer orden y los convoyes de ayuda humanitaria siguen sin poder acceder con regularidad, ni siquiera a las zonas ahora accesibles.

Entre los retos existentes para el establecimiento de un retorno sostenible y a gran escala destacan las limitadas oportunidades para ganarse la vida, la escasez de comida y agua, así como los débiles o inexistentes servicios sociales, de salud u otro tipo de aspectos de primera necesidad. Muchas escuelas en Siria han resultado dañadas o destruidas y no se puede impartir clases en ellas.

En este momento, ACNUR considera que no se puede promover ni facilitar el retorno de los refugiados desde los países de acogida. No obstante, la Agencia de la ONU para los Refugiados, en colaboración con otros socios, invertirá para ayudar a mejorar las condiciones en las áreas accesibles dentro de Siria.

Resulta evidente que, para los 5 millones de refugiados que están siendo generosamente acogidos en la región, y a pesar de que se hayan registrado algunos retornos autogestionados, es necesario que se sigan financiando y apoyando los programas en los países de acogida, principalmente a través de la estrategia y el llamamiento interinstitucional regional 3RP (Plan Regional para los Refugiados y la Resiliencia).

Continúa siendo fundamental el asegurar el acceso al asilo para los refugiados sirios y preservar la capacidad y las condiciones para que puedan permanecer en los países de acogida. Asimismo, ACNUR sigue haciendo seguimiento de los movimientos de retorno, así como organizando e implementando la respuesta dentro y fuera de Siria en colaboración con las agencias de la ONU y ONGs, en el marco de la respuesta global de la ONU en Siria. En este sentido, ACNUR está adoptando una serie de medidas preparatorias, anticipándose así al momento en el que se den las condiciones de seguridad y dignidad necesarias para la repatriación voluntaria de los refugiados.

De los 304 millones de dólares que ACNUR ha pedido para las operaciones de asistencia para los desplazados internos en Siria durante el 2017, se han recibido 103 millones, es decir, el 33%. ACNUR también solicitará un apoyo económico adicional de 150 millones de dólares en 2017 para ampliar la distribución de asistencia dentro de Siria para los desplazados internos, retornados y otras personas vulnerables, así como para ayudar a mejorar las condiciones en potenciales áreas de retorno.



Comparte esta página con: