Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa El Alto Comisionado hace un llamamiento a acelerar la ayuda para Alepo

El Alto Comisionado hace un llamamiento a acelerar la ayuda para Alepo Imprimir

Filippo Grandi con unos niños en el albergue Jibreen de Alepo durante su visita oficial a Siria. Jibreen acoge actualmente a más de 5.000 personas que se vieron desplazadas por los combates en la ciudad (© ACNUR /UNHCR/ Firas Al-Khateeb)
Filippo Grandi con unos niños en el albergue Jibreen de Alepo durante su visita oficial a Siria. Jibreen acoge actualmente a más de 5.000 personas que se vieron desplazadas por los combates en la ciudad (© ACNUR /UNHCR/ Firas Al-Khateeb)
Alarmado por el nivel de devastación, Filippo Grandi pide contribuciones masivas y esfuerzos para asegurar una paz duradera.

ALEPO, Siria, 1 de febrero de 2017 (ACNUR/UNHCR) – Impresionado por la magnitud de la devastación en Alepo, Filippo Grandi, Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, hizo hoy un llamamiento para una asistencia humanitaria inmediata y rápida para millones de personas que intentan reconstruir sus vidas, destrozadas por la guerra en Siria.

“Hay personas aquí -algunas de ellas están volviendo para vivir en estas ruinas-, que necesitan ayuda de forma inmediata. Tienen frío, están hambrientos y necesitan trabajar para ganar algo de dinero. Necesitan las cosas más básicas para vivir”, declaró después de visitar la antigua ciudad de Alepo en el tercer día de su visita a Siria.

Filippo Grandi, que había visitado Homs el lunes, agregó: “Necesitamos recursos, independientemente de la política que rodea esta guerra. Esto es absolutamente necesario y urgente para millones de personas en Siria. Lo vimos en Damasco, lo vimos en Homs, lo vemos en Alepo… Todas las personas de Siria necesitan ayuda. No podemos abandonarlos con el pretexto de que la crisis no ha terminado”.

“Todo ha quedado reducido a ruinas”

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados dijo que a pesar de haber seguido de cerca el conflicto, nada lo había preparado para la magnitud de la destrucción que presenció en Alepo.

El nivel de destrucción es aún mayor de lo que pensaba…no imaginé que estaría así de generalizado. Conduces kilómetros y kilómetros y ves casas destruidas, escuelas destruidas, hospitales destruidos. Todo ha quedado reducido a ruinas”, dijo .

Una residente del este de Alepo habla con el Alto Comisionado, Filippo Grandi. Huyó de su hogar cuando estalló la batalla por los barrios del este de Alepo. Hoy en día ha regresado y recibe ayuda de ACNUR. (© ACNUR /UNHCR/Bassam Diab)
Una residente del este de Alepo habla con el Alto Comisionado, Filippo Grandi. Huyó de su hogar cuando estalló la batalla por los barrios del este de Alepo. Hoy en día ha regresado y recibe ayuda de ACNUR. (© ACNUR /UNHCR/Bassam Diab)
Haciendo un llamamiento para obtener “contribuciones masivas” para la reconstrucción, Filippo Grandi dijo que primero tendrían que llegar la paz y la estabilidad, y de forma rápida, explicando que las personas no podían seguir a la espera.

“Estas ruinas hablan por sí solas. Cuando ves la ropa de los niños colgada en las ventanas, las cocinas partidas por la mitad por una bomba o un cohete, las vidas de las personas interrumpidas por la guerra, creo que pesará mucho en la consciencia del mundo durante generaciones, agregó.

Grandi hizo un apasionado alegato al mundo para que reitere su solidaridad con aquellos que sufren los efectos del conflicto en Siria y en otros lugares como Irak, Somalia y Yemen.

“El mundo tiene que volver a la solidaridad, tiene que volver a pensar en estas personas, no con miedo, no con sospecha, sino con los brazos abiertos, con la mente abierta, con un corazón abierto. Necesitan ayuda, necesitan protección mientras prosiga la guerra. Un día volverán aquí y reconstruirán estas ciudades. Pero ahora, en el momento en el que más lo necesitan, no podemos olvidar su difícil situación, debemos ayudarlos”, concluyó Filippo Grandi.


Comparte esta página con: