Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa Conferencia en Londres sobre Siria: los líderes mundiales deben a ayudar al pueblo sirio

Conferencia en Londres sobre Siria: los líderes mundiales deben a ayudar al pueblo sirio Imprimir

© ACNUR/UNHCR/J.Matas. Niños jugando en el campamento de refugiados de Zaatari, Jordania.
© ACNUR/UNHCR/J.Matas. Niños jugando en el campamento de refugiados de Zaatari, Jordania.
LONDRES, Reino Unido, 3 de febrero de 2016 (ACNUR/UNHCR) – Más de 70 jefes de Estado, el Secretario General de Naciones Unidas, dirigentes de organizaciones internacionales y representantes de ONG y del sector privado se reunirán esta semana en Londres, en una conferencia clave para comprometer su apoyo ante las crecientes necesidades de ayuda de la población siria.

Auspiciada por el Reino Unido, Alemania, Kuwait, Noruega y las Naciones Unidas, esta conferencia de dos días titulada “Apoyando a Siria y la Región” se inicia el miércoles (3 de febrero) y busca generar un significativo nuevo paquete de ayuda para dar respuesta a las necesidades inmediatas y a largo plazo de las personas afectadas por el conflicto en Siria, incluyendo un aumento de la financiación.

Con las necesidades en un nivel sin precedentes, Naciones Unidas emitió en enero de este año dos llamamientos de ayuda humanitaria y desarrollo por un valor de 7.730 millones de dólares. El Plan de Respuesta Humanitaria para Siria (HRP por sus siglas en inglés) y el Plan Regional para los Refugiados y la Resiliencia (3RP por sus siglas en inglés) representan el nuevo monto de financiación necesario para ayudar a 22,5 millones de personas en Siria y en la región.

Después de casi cinco años de cruento conflicto en Siria, el plan 3RP prevé ayudar a unos 4,7 millones de refugiados en los países vecinos para finales de 2016, además de 4 millones de personas en las comunidades que los acogen. La segunda petición de fondos, que reviste la misma importancia, tiene el objetivo de continuar dando apoyo a los 13,5 millones de personas desplazadas y afectadas por el conflicto en Siria.

“Las vidas y el futuro de millones de refugiados sirios y personas desplazadas internas dependen de la respuesta de la comunidad internacional. Es imperativo que los dirigentes actúen ahora. Deben hacer todo lo posible para poner fin al conflicto sirio y ayudar generosamente a paliar el masivo sufrimiento de la población siria”, señaló el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi. “Pero solo la ayuda no será suficiente y damos la bienvenida al renovado enfoque en la búsqueda de soluciones duraderas para los refugiados y las comunidades que los acogen”.

Desde el lanzamiento del plan 3RP en diciembre de 2014, la situación humanitaria y de desarrollo se ha deteriorado tanto en el interior de Siria, donde se han recrudecido los enfrentamientos, como en los países vecinos. Se calcula que cerca de 250.000 ciudadanos sirios han sido asesinados desde 2011, mientras que muchos refugiados acogidos en la región han agotado sus recursos y están cayendo de forma irreversible en la indigencia y la desesperación.

Sin perspectivas de futuro ni alternativas, miles de refugiados sirios están embarcándose en peligrosos viajes marítimos hacia Europa, arriesgando sus vidas a manos de traficantes sin escrúpulos. A pesar de lo elevado de estas cifras, son los países de acogida y las comunidades vecinas a Siria los que continúan soportando el mayor peso de las consecuencias sociales, políticas y económicas generadas por el conflicto sirio.

La Agencia de la ONU para los Refugiados está cada vez más preocupada por la creciente disparidad entre las masivas necesidades humanitarias y la ayuda internacional disponible. En 2015, las dos peticiones de fondos para los refugiados en la región y para las necesidades en el interior de Siria recibieron poco más del 50 por ciento de lo necesario. Más preocupante aún es el hecho de que las contribuciones significativas se recibieron hacia finales de año, haciendo extremadamente difícil la planificación e implementación.

“Considerando que nuestros llamamientos han quedado progresivamente infradotados, estamos solicitando a la comunidad internacional un aumento en sus contribuciones y que las realicen más temprano este año. Para quienes estamos liderando la respuesta a esta crisis de refugiados sirios resulta esencial contar con una financiación predecible y plurianual, así como con un mayor apoyo a los principales países de acogida”, señaló Grandi.

La Conferencia de Londres establece asimismo metas ambiciosas en el ámbito de la educación y las oportunidades económicas para poder mejorar y transformar las vidas de los refugiados atrapados en la crisis siria y apoyar a los países vecinos, como el Líbano, Jordania, Turquía e Irak, que están asumiendo la carga más pesada generada por el desplazamiento sirio.

Además de aumentar la financiación para los planes HRP y 3RP, así como los compromisos humanitarios, de resiliencia y de desarrollo hasta el año 2020, la Conferencia y sus eventos paralelos tienen como objetivo encontrar soluciones para las necesidades a largo plazo e identificar maneras de reforzar los medios de vida y resiliencia de los refugiados mediante la creación de empleos y oportunidades económicas. Se dará igual atención a la creación de oportunidades de educación.

La Conferencia también tiene como objetivo mantener la presión sobre las partes en conflicto, proteger a la población civil y asegurar que la comunidad internacional esté bien preparada para apoyar los esfuerzos coordinados de estabilización una vez que las condiciones lo permitan.

Esta Conferencia de dos días en Londres comenzará el miércoles (3 de febrero) con eventos paralelos de la sociedad civil, tales como conferencias de ONG y del sector privado. Estos eventos paralelos proporcionarán información adicional para los jefes de Estado y se centrarán en la educación, los medios de vida y la protección de la población civil en Siria.

Tras las conferencias de donantes celebradas en Kuwait y Berlín, la Conferencia de Londres es el cuarto evento de este tipo desde el inicio de la crisis siria en la primavera de 2011.

Por Andrej Mahecic, en Londres, Reino Unido.


Comparte esta página con: