Política de cookies

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle un mejor servicio, de acuerdo con sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede consultar nuestra Política de Cookies aquí.

ACEPTAR
Americas Europe Asia and the Pacific Middle East and North Africa Africa Mapa del mundo

Búsqueda de noticias

Noticias Notas de Prensa ACNUR insta a la Unión Europea a tomar más acciones

ACNUR insta a la Unión Europea a tomar más acciones Imprimir

© ACNUR/J.Akkash. Refugiados afganos delante del hotel abandonado Capitan Elias, en la isla griega de Kos, donde cientos de refugiados e inmigrantes están esperando para ser registrados.
© ACNUR/J.Akkash. Refugiados afganos delante del hotel abandonado Capitan Elias, en la isla griega de Kos, donde cientos de refugiados e inmigrantes están esperando para ser registrados.
GINEBRA, Suiza, 26 de junio de 2015 (ACNUR/UNHCR) - ACNUR toma nota de la decisión del Consejo de Europa de la pasada noche para reubicar a 40.000 personas en necesidad de protección internacional y de reasentar a 20.000 refugiados. Es un paso importante para dar respuesta a esta crisis, pero claramente, hay que hacer mucho más, incluyendo el abordar las causas de raíz.

Nos encontramos ante la mayor crisis global de desplazamiento forzoso de la era moderna y es crucial que los Estados trabajen conjuntamente para buscar soluciones y que Europa muestre un liderazgo y visión para hacer frente a los retos de protección de miles de refugiados que están huyendo de la guerra a día de hoy.

Sobre el acuerdo de reubicación para 40.000 personas en necesidad de protección internacional, la participación de todos los Estados miembros será clave para que se pueda llevar a cabo con éxito. Estas medidas tendrán que ampliarse para hacer frente a las necesidades actuales y la circunstancia de que Grecia está en este momento recibiendo el mayor número de llegadas por mar. Esta iniciativa puede ayudar a aliviar parte de la presión sobre Italia y Grecia, pero tiene que ir acompañada por un mejor funcionamiento del Sistema de Dublín.

Sobre la propuesta de reasentamiento en la UE para 20.000 refugiados, ACNUR insta a los Estados miembros a poner sobre la mesa compromisos concretos para alcanzar este objetivo, más allá de las cuotas de reasentamiento actualmente en marcha. Pedimos también a los Estados que ofrezcan otro tipo de vías legales para personas en necesidad de protección internacional y que se lleven a cabo de forma consistente, efectiva y rápida los procedimientos de reunificación familiar, como propuso la Comisión Europea en la Agenda para la Migración. Si se proporcionan canales alternativos realistas y consistentes para que las personas que lo necesitan puedan alcanzar la seguridad, se estarán también apoyando los esfuerzos internacionales para combatir el tráfico y la trata de seres humanos.

ACNUR ha reconocido siempre la importancia de los programas de retorno para quienes no necesiten protección internacional, como una forma de preservar la integridad de los sistemas de asilo y, en este sentido, entiende que estas políticas se pongan en marcha en línea con los derechos fundamentales y el principio de non-refoulement*.

Mientras el Consejo Europeo reconoce la necesidad de la cooperación con países de origen, con países de primer asilo y de tránsito, hay que abordar también las causas desde su origen. En el contexto de los desplazamientos forzados, se necesita urgentemente encontrar soluciones políticas a los conflictos y a las violaciones de derechos humanos e incrementar la cooperación al desarrollo. Al día de hoy, algunas de las principales operaciones como la de Siria o la República Centroafricana, están muy por debajo de la financiación que necesitan. Si se proporcionara más asistencia, incluyendo iniciativas para el desarrollo, se reforzarían los mecanismos para conseguir la autosuficiencia y resiliencia de muchos refugiados y desplazados internos, que les permitirían rehacer sus vidas y vivir con dignidad y esperanza.

ACNUR está a disposición para colaborar con los Estados miembros y las instituciones de la Unión Europea, así como con otras contrapartes, para poder hacer realidad estos objetivos. Es el momento de que todos los Estados de la UE muestren un compromiso fuerte y un liderazgo para apoyar y trabajar sobre estas medidas.


*El principio de Non-Refoulement establece la obligación de los Estados de no devolver a una persona a un lugar donde su libertad, su vida o su integridad física pudiera correr peligro.


Comparte esta página con: